Entrevista en La Verdad a Manuel Nicolás Andreu
On 31 julio, 2017 | 0 Comments

Realizada por Antonio Botías, con imagen de Edu Botella

Interesante y atractiva entrevista la publicada recientemente en La Verdad de Murcia al escritor de Malbec, Manuel Nicolás Andreu, en la que ha descrito algunos de los más relevantes aspectos de su novela Bajo el iceberg, que está recibiendo excelentes críticas. Antonio Botías es el periodista que firma esta entrevista con imagen de Edu Botella, que reproducimos en la información.

Respecto a este thriller psicológico, su autor revela que «la historia es la explosión de un microrrelato. Me he dedicado durante años a escribir microrrelatos y, en un momento dado, sentí la necesidad de escribir algo más largo. Así que elegí éste porque la historia que contenía era muy potente«. Bajo el iceberg «se oculta la parte de la vida de las personas que no conocemos y que todo el mundo esconde. Esa parte de tu vida que solo conoces tú y que no revelas nunca a nadie, salvo que, como en este caso, alcance dimensiones incontrolables».

Bajo el iceberg es «un trepidante relato de tres personajes que huyen sin saber muy bien hacia dónde van ni cuáles serán las consecuencias de ese viaje que transformará definitivamente sus vidas«, como define Manuel Nicolás Andreu. «Aunque el componente de ‘thriller’ está muy patente, desde el principio no supe muy bien dónde ubicarlo, ya que el tipo de lenguaje utilizado no es el usual en un ‘thriller’ ni yo suelo leer mucho ese género. Quería una historia potente, que dejara sin aliento al lector y, al mismo tiempo, reflexiva y poética«.

A la deriva

Bajo el iceberg relata el viaje a la deriva de tres personas: un hombre, una mujer y un niño. Con el transcurso de las horas y de los días irán desvelando su pasado y su presente, sabiendo que conforme se desarrollen los hechos, el futuro se ha convertido en un lugar lejano, imperceptible. Cada vez más cansados, con menos dinero y casi sin comida, vivirán situaciones que les pondrán al límite. Pero el verdadero viaje se producirá en el interior de uno de ellos, colocándolo en la sinuosa frontera que delimita la razón de la locura.